Vivir en un barrio supone una serie de obligaciones que afectan a todos en un mismo edificio. En las restricciones y degradaciones, se deben adoptar reglas y medidas en las comunidades vecinas. España es el país con más residentes de toda la comunidad de la UE. Según Eurostat, más del 65% de los españoles vive en más de una casa. Por lo tanto, es necesario comprender estas medidas y aplicarlas a la salud y seguridad de todos los vecinos que enfrentan la pandemia Covid-19.

Por eso, desde que se promulgó el “Estado de Alerta” el 14 de marzo, las comunidades aledañas se han adaptado a las medidas impuestas por el gobierno, y con el inicio de la baja, la gente tiene más flexibilidad y más atención. Mercedes Blanco, directora general de Vecinos Felices de Fincas Blanco, dijo: “La cooperación y el apoyo de los vecinos es la clave para prevenir la propagación del virus en la comunidad”.

MÁXIMA HIGIENE Y LIMPIEZA

Según el Ayuntamiento de Sevilla, los empleados de empresas de limpieza o granjas urbanas o los responsables de la limpieza deben realizar la limpieza con mayor frecuencia y utilizar productos desinfectantes distintos de los de limpieza habituales, especialmente pomos y manillas de puertas, interruptores eléctricos y barandillas. Y las barandillas, el exterior del buzón, el portero electrónico y el teclado del ascensor y el mostrador. Y, siempre que la superficie lo permita, utilice hipoclorito de sodio al 0,1% (el principio activo de la lejía), ya que se ha demostrado que desinfecta eficazmente el nuevo coronavirus.

En este caso, está prohibido el uso de áreas públicas en comunidades de vecinos. Si bien estas medidas se han flexibilizado según el Consejo General del Instituto de Administración de la Propiedad, en la mayoría de las comunidades no existe un responsable responsable de controlar el uso de las instalaciones recreativas y el 30% de las suscripciones de capacidad.

Ayudar a vecinos mayores y personas más vulnerables.”LOLA RODRIGUEZ

En áreas públicas, como dianas, entradas y salidas de edificios entre vecinos, debemos mantener una distancia de al menos dos metros entre personas.